viernes, 19 de junio de 2009

Villanúa-Gabardito-Canfranc-Villanua

  El domingo por la tarde desde Ansó me fui a Villanúa para llevar a un grupo de escolares alojados en el albergue el Tritón en una actividad de montaña como fin de curso.
Esta misma noche cuando oscureció realizamos una marcha senderista nocturna por el PR de la Trapa hasta una pradera donde intentamos ver constelaciones e hicimos unos juegos con linternas. El regreso a Villanúa en recorrido circular por la pista.
No se cansaron demasiado porque estuvieron toda la noche en vela dando "guerra".

Lunes 15:
Recorrido senderista.
Villanúa - Majada de Gabardito
- Canfranc pueblo - Villanúa.

Descansando el la pista de Gabardito

A las 9,30 empezamos a andar desde Villanúa con todo el grupo compuesto por 35 chavales de 11 años. Cruzamos la carretera y tomamos la pista forestal que va ganando altura suavemente por la margen derecha del valle hasta llegar a una cabaña de pastores en los prados de Gabardito en donde hay muy buenas vistas sobre los Lecherines, la Moleta, Collarada y todo el valle del Aragón.

¡¡Veoo dobleeeeee!!

Al poco de llegar empezó a llover y realizamos una rápida retirada estratégica, desandamos un tramo de pista hasta cruzar el barranco de las Meses y tomamos el desvío que por una bonita senda siguiendo las marcas de GR nos lleva hasta Canfranc pueblo.
Seguía lloviendo con ganas, no paramos en Canfranc, con chubasqueros puestos y por el camino de Santiago continuamos hacia Villanúa.

Fuente de los Abetazos

Como suele pasar en estos casos termino de llover cuando ya estábamos casi en el pueblo, llegamos justos para cambiarnos de ropa y entrar al comedor.
En general los chavales andaron bastante bien, no hubo muertos ni heridos y les gusto el recorrido.

Moleta y Collarada desde Gabardito

Completamos el día con unas practicas de rapel en un puente de Villanúa y un baño en las pozas. Entre la adrenalina del rapel y el pasmo de las pozas terminaron curados de "espanto".
Después de cenar, un juego nocturno de correr por el pueblo y a la cama más agotados que nunca, una noche super tranquila.


Mallos de los Lecherines y pico Lecherines.

Reseña con detalles del recorrido:

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:
Martes 16:

Completamos las actividades con una excursión por el camino de Santiago hasta Peña Caída y allí un circuito rotativo de dos vías de escalada, tiro con arco y un rapel volado en el puente de la carretera de 23 metros. Terminado el circuito regresaron al albergue a comer y vuelta a Zaragoza.
  Este grupo me ha dejado bastante contento pues están en una edad (11 años) en la que "todavía" no se han convertido en unos "pavos", tienen mucho interés por las actividades que se les ofrecen, se esfuerzan y son agradecidos, ¡lastima que tengan que crecer!.