lunes, 25 de junio de 2012

Tozal de Guara 2077 m.

Jueves 21:
Bicicleta de Montaña
Tozal de Guara 2077 m.

  Por fin llego el día elegido para realizar la salida más exigente en Bicicleta de Montaña utilizando solo la tarde, hoy es el día más largo del año, solsticio de verano. 
  Como era previsible nadie fuera de los habituales se ha unido a esta empresa. Hoy para no "pillarnos" los dedos nos comemos un "bocata" en el trabajo, a la hora de salir quedamos en la misma puerta del "curro" Nacho (el patillas), David (el exfutbolero) y yo, con la "furgopatillera" partimos dirección Huesca, concretamente hasta el pueblo de Nocito, situado en Sierra Guara.

Empezamos a pedalear con la mole aparentemente inexpugnable del Tozal delante

  A las cuatro y media comenzamos a pedalear, realizaremos una ruta circular que empieza siguiendo la pista asfaltada dirección a Used, poco antes del cruce para subir al pueblo nos desviamos a la derecha por un camino forestal de firme regular que remonta muy poco a poco al refugio de los Fenales
  El firme se va deteriorando y aumentando la pendiente hasta llegar a los llanos de Cupierlo, seguimos unas rodadas dirección al nuestro objetivo bordeando el Tozal de Cubillas hasta alcanzar el cordal, vemos nuestro objetivo en "casadios" pero nuestra "moral" no decae.

Desde los llanos de Cupierlo se ve Monte Perdido y hasta la brecha de Rolando

  Siguiendo el cordal y las rodadas llegamos a una primera cota a 1873 m. de altitud. Para bajar al Puerto de Vallemona hay fuerte pendiente y un pedregal "inmundo" que nos obliga a llevar la bici a hombros e ir con cuidado. Pasamos por la típica nevera de piedra volviendo a ascender otra cota a 1962 m. mucho más empinada empujando bici continuamente.
  Montados llegamos al siguiente collado, allí nos desviaremos a la vuelta. Los últimos metros son prácticamente íntegros de "empujembay" hasta la misma cúspide del Tozal de Guara, el pico más alto de la Sierra.

Desde el collado de Cubillas vemos el Tozal inalcanzable

  Llegamos arriba Nacho y yo, David ha tenido una "crisis" psicológica y ha "petado" a mitad camino. Como le decía Nacho, no te preocupes chaval, eso es normal, te ha dado una "pájara", a cualquiera le puede pasar, o eres un "mierdas" y no eres capaz de subir. Nos quedamos con que físicamente es capaz de eso y mucho más pero que su mente "joven" todavía no esta lo suficiente "curtida" para asumir semejante sacrificio.

Impresionantes barrancos desde el cordal por el sur

  Desde la cima las luces de atardecer resaltan el relieve, la vistas son buenísimas y nítidas, sopla el aire y hace frío para estar en manga corta, comemos algo y empezamos el descenso, David nos estará esperando en la furgoneta.
  Bajamos al primer collado montados desde la cima con la rueda trasera arrastras y sacando el culo del sillín para evitar dar la voltereta.
  En el collado nos "tiramos" por un sendero al norte por el que sin dejar de ser "técnico" se cicla bastante bien, algún tramo de poner pies y sacar culo....., los frenos de disco huelen a quemado, llegando al refugio de los Fenales mejora bastante.

  Pedaleando ya muy cerca de la cumbre

  En el refugio cogemos agua y hacemos fotos, continuamos por pista con un tramo común con el itinerario de subida tomando pronto otro sendero directo a Nocito. Hasta aquí llegamos lo que se dice medianamente "bien", pero definitivamente este ultimo tramo de sendero no merece la pena para nada, esta lleno de pedruscones y curvas "imposibles que me llevaron al suelo media docena de veces, nos costo un "huevo" llegar al coche.
  Lo ideal es bajar por senda al refugio y continuar ya hasta el coche por la ruta de ascenso.

Desde la cima vemos el Taillón, la Brecha, el Casco la Torre y hasta el Marboré

  A las diez y cuarto llegamos al coche apurando los últimos "resquicios" de luz, allí estaba David aburrido esperándonos a punto de avisar al 112 para que viniera a rescatarnos.
  En resumen, ruta muy exigente y muy técnica, hay que empujar bastante la bici, incluso portearla. El descenso puede ser 95% ciclable con dos "cojones" y si eres muy fiera, la tensión que llevas para controlar la bici te hace cansarte mucho, es necesario subir "sobrado" para tener un buen descenso. El total 36 kilómetros recorridos y 1400 metros de desnivel acumulados que parecen muchos más.

Contraluz de Nacho en la cumbre

  Bajo un tejadillo con unos bancos que hay en cruce de Nocito nos pusimos a tomar la correspondiente cerveza con patatas acompañados de una temperatura estupenda. De nuevo "creemos" estar de vacaciones, lo tomamos con "pachorra" y tranquilidad llegando a Zaragoza muy pasadas las doce de la noche contentos con nuestro "desafío".

Reseña de la ascensión:

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:

Otra de nuestras ascensiones senderistas al Tozal:

Un vídeo de la misma ascensión por soloquedalopeor: