martes, 25 de diciembre de 2012

Trialeras del Montañes - Barranco de las Cabras

Miércoles 19 de Diciembre:
Bicicleta de Montaña
Trialeras del Montañes - Barranco de las Cabras

  Esta tarde como "siempre", no me apetece nada salir con la BTT, David (el exfutbolero) me dice que esta vez no puede y Jesús me lo confirmara a lo largo de la mañana, confío en que no me llame y así me quedo en casa a "vegetar".
  A media mañana me suena el móvil  ¡mierda......., es Jesús!, holaaaa, ¿aaa.. que quieres salir en bici?, bueno pues valeeee, a las tres y media en el parque grande. No me queda más remedio que mentalizarme y a la carga, menos mal que siempre hay uno u otro que tira de los demás porque sino no saldría en la vida.

Jesús y Nacho en pleno recorrido por el "desierto"

  Hace "cuatro" días que esta en Zaragoza Nacho (el patillas), desde hace seis meses ausente en estas "Crónicas", concretamente su ultima salida fue la del Tozal de Guara en BTT para mediados de junio. Aparte de pegarse mes y medio de vacaciones en el extranjero creo que se ha visto afectado por algún problema "seudoabobalogico" o puede que por el "virus" del "desustanciao", para que entendáis es como si te dejas la botella de gaseosa abierta, por decir algo políticamente "correcto".

El "patillas" siempre a remolque

  El caso es que se ha dedicado a "vaguear" y llenar la panza durante este periodo, ¡ya lo que le faltaba, si skkkkk......¡¡¡ Hoy le he convencido para que "formateé" su cerebro y reinicie la vida "deportiva", esta tarde vendrá con Jesús y conmigo a nuestro recorrido bicimontañero.
  La ruta propuesta difiere muy poco de otra que hicimos para el mes de mayo, ajustada al escaso horario que disponemos y a la vez exigente.

El Cabezo de las Zorras. ¿porque se llamara así?

  Como es lógico Nacho se quedaba siempre el ultimo pero logro sobrevivir dignamente, yo me quedo seis meses en parón deportivo y creo que no me mueven hasta otra vida y si me pongo "muero" de "infarto" en la primera rampa.
  El ir un poco al limite le hizo "despeñarse" en un fuerte descenso por una cresta, cayó por la ladera y dio tres volteretas que el "niega", su palabra contra la mía, miente como un "bellaco", Jesús fue testigo, aunque dirá que el no vio nada.

Nacho sufre pero no se le nota, transmite ánimo en cualquier situación

  El recorrido de unos 35 kilómetros y 500 metros de desnivel transcurre siempre por senderos ascendiendo por el barranco del Montañes y descendiendo por el barranco de las Cabras. Es un "rompepiernas" con abundantes subes y bajas, ruta bonita, entretenida, divertida y técnica con algún tramo expuesto pero siempre queda la posibilidad de pasarlo andando.
  Jesús le tiene "pánico" a los senderos estrechos con rampas fuertes, pero cada salida que hace se le nota más control y atrevimiento aunque él no se de cuenta, al final no querrá otra cosa.

Larguísimos senderos que surcan los lomos de este paisaje semi desértico

  De vuelta, sanos y salvos, excepto ciertas rapaduras en el "pellejo" de Nacho, cruzamos la ciudad ya de noche para volver a casa, con los frontales encendidos para que nos vea la gente y los coches. 
  Ya era hora que volviera Nacho, hacia tiempo que no lo pasábamos tan bien, haciendo el "imbécil" sin parar. 
  ¡¡¡A partir de ahora te queremos ver "abonado" a todas salidas!!!

Otra de nuestras pedaleadas por el mismo recorrido:

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart: