VERANO 2021

lunes, 25 de mayo de 2015

Maladeta Oriental 3308 m.

Domingo 17 de Mayo:
Maladeta Oriental 3308 m.
Con esquís desde la Besurta por la Canal de la Rimaya

  Estamos en Campo Rafa (el freerider), Javi (el vasco) y yo, ayer coronamos el Pico de Alba desde la Besurta por la Coma de Alba. Hoy regresamos a la Besurta e intentaremos la Maladeta Oriental, clásico final de temporada, no todos cerraremos la temporada de esquí.
  Se une a la expedición Sara (saracrof), Pachi (de Tudela) y Carlos (el bala).

El refugio de la Renclusa queda abajo con poca nieve
  La intención inicial es subir a la Maladeta por el Glaciar del Aneto y bajar por la Canal de la Rimaya disfrutando de la estupenda esquiada hasta la Besurta. Ya el año pasado llevaba la idea en la cabeza y por desconocimiento y "miedo escénico" nunca lo hemos intentado
  Hoy nos ocurre lo mismo, además Pachi no quiere complicarse la vida, es la excusa perfecta para aplazarlo "sine die" e ir a lo conocido como siempre.

Contraste de caras norte y sur
  Leyendo reseñas no me aclaro, casi todo el mundo escribe que el acceso desde el Glaciar del Aneto es complicado, un paso de escalada en roca de tercero que con botas de esquí tiene más grado, igualmente se aconseja llevar cuerda y material para asegurar.
  La temporada pasada tras subir a la Maladeta por la Canal de la Rimaya encontramos en la cumbre a una pareja que accedió desde el glaciar del Aneto, nos aseguraron que no tenia ninguna dificultad.

Pachi progresa por el glaciar
  Claro esta que la dificultad depende de quien te lo cuente pero cuando les vimos bajar "acojonadisimos" por la Canal de la Rimaya nos dimos cuenta que no eran nada del otro mundo, quedó la "mosca detrás de la oreja".
  Hoy realizaremos el itinerario de ida y vuelta por la Rimaya pero nos hemos propuesto investigar la cresta desde arriba para la siguiente ascensión.

Carlos llega a la base de la Canal de la Rimaya
  Como ayer, veinte minutos de porteo y a foquear, cada vez esta peor el tramo hasta el refugio, la nieve desaparece por horas. Cruzamos la Renclusa por atrás evitando descalzar, no merecía la pena, barreras rocosas te obligan a remontar empinadas y estrechas palas con nieve dura "sufriendo" mas de lo debido. De bajada pasaremos por delante y descalzaremos, no cuesta nada siendo más cómodo y rápido.

Saliendo de la Canal
  Una vez que confluimos con la huella principal se sube sin problemas. Con cielo despejado y sin una brizna de viento el glaciar provoca un efecto "microondas" el sol refleja en la nieve pegando por los cuatro costados, hay que untarse de crema hasta la barbilla.
  La sensación termica es de estar "cocido", teniendo en cuanta que la temperatura en el glaciar llego a alcanzar los 25 grados a poco "morimos" torrados. 

Sara y Javi tomando el sol en la cima
  Algo ralentizados pero mantenemos el ritmo hasta llegar a la base de la Canal de la Rimaya. A pesar de salir en "sesión de tarde" la canal esta "petada" de gente, algunos atascados. Hacemos tiempo a que se despeje quitando pieles, comiendo un poco, mientras contemplamos el paisaje.
  Pachi dice que ya tiene suficiente y decide esperarnos, Carlos tiene ligeros mareos quedándose a acompañarle.

Autorretrato de cima
  Sara también esta "jodida", no se encuentra bien pero es "brutica" y aunque no pone buena cara sigue subiendo hasta donde no se puede más.
  La nieve de la canal esta tiesa y hay mogollón de huella, se remonta como si de escaleras se tratara, a pesar de ello no hay que confiarse yendo con los cinco sentidos, una caída no sería nada buena.

Aquí es cuando Rafa se lanza con su traje de alas
  Mientras supero la canal me "chorrea" el sudor por la cara como una esponja escurriéndose, por fin llegamos al collado y en pocos minutos a la cumbre.
  Dejamos a Sara y Javi tomando el sol, Rafa y yo vamos a investigar, a poco que bajamos por el filo encontramos el "paso clave", desde arriba no nos parece nada del otro mundo, estamos convencidos que subir y bajar por allí es más fácil y menos peligroso que la propia Canal de la Rimaya.

Bajando al collado de la canal
  El trozo rocoso es de pocos metros, la nieve empieza ahí mismo y la pendiente es moderada, realmente es poco expuesto. En invierno cuando la nieve es más abundante estoy seguro de que llegará hasta arriba del todo e incluso podrá subirse hasta la cima sin quitar esquís.
  El día que vimos a la pareja que os comentaba antes había mucha nieve y ascenderían andando tranquilamente con crampones y piolet.

Sara negocia el descenso en la canal
  Ahora tenemos clarísimo que la siguiente ascensión sera circular. Regresamos a la cumbre a tomar el "book" fotográfico, Rafa se pone en el filo hacia el glaciar pareciendo que va a saltar con su traje de alas, como es costumbre y tradición "cerraremos" la cumbre.
  Volvemos por nuestros pasos a la canal, no queda nadie, solo Pachi y Carlos esperando abajo, en pocos minutos estamos juntos.

Es fácil pero expuesta
  La esquiada como siempre para estas fechas es "cojonuda", nieve transformada con base dura en plan "hielo de pescadería" muy fácil y disfrutón.
  Llegamos a la Renclusa deslizando por encima del cauce del barranco que en algunos puntos comienza a abrirse, hay agujeros que dan miedo.

Javi baja el último
  Desde el refugio en adelante es esquí de "supervivencia", lo que más nos gusta a nosotros, slalom entre piedras y pinos apurando hasta el último "escupitajo" de nieve para poder decir que he esquiado más que tú.
  Buen cierre de temporada para algunos, yo el finde próximo no puedo salir a esquiar pero estoy seguro que el último de mayo como mínimo foquearé de nuevo.
  Además para primero de junio abren carreteras al Neouvielle y Barrage de Ossau, aún con porteo la tentación será fuerte.

Esquiando por el Glaciar de las Maladetas
  Finalizamos con un estupendo ágape regado con cervezas frías, sentados en la hierba junto a los coches y agradable temperatura.
  Rafa y yo nos despedimos de la "peña", pasaremos por Campo a ducharnos, comer y recoger el apartamento antes de viajar a Zaragoza.

Nos encontramos con Nacho (el patillas) y Pilar (la rubia) en la Besurta
Reseña de la ascensión:
http://www.komandokroketa.org/Maladeta_Oriental/Maladeta_Oriental.html

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:
http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=7111211

Crónica de Sara (saracrof) en su blog, Montañas de Ayer y de Hoy:
http://sarikamontesa.blogspot.com.es/2015/05/benasque-maladetas-maladeta-oriental.html

Otra de nuestras ascensiones a la Maladeta:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2011/05/maladeta-oriental-3308-m.html

Más fotos:
Maladeta Oriental 3308 m.

jueves, 21 de mayo de 2015

Alba 3118 m.

Viernes 15 de Mayo:
Viaje a Campo

  Viajamos a Benasque solo los "fijos" Rafa (el freerider) y yo, establecemos el Campo Base en mi apartamento en Campo a la entrada del Valle.
  Posiblemente este fin de semana sea el cierre de la temporada de esquís, al menos para la mayoría.

El Barranco de Alba con el Pico Paderna a la derecha
Sábado 16 de Mayo:
Pico de Alba 3118 m.
Con esquís desde la Besurta

  A las ocho de la mañana hemos quedado en Campo con Javi (el vasco), los tres viajamos valle arriba sin tener muy claro que es lo que el tiempo permitirá subir. Las predicciones meteorológicas dan un comienzo del día malo con mejoría conforme avance la jornada, y así fue.
  Me hubiera gustado entrar por Vallibierna y desde la cabaña de pescadores subir al Pico Vallibierna por su Canal Norte esquiando por los ibones de Vallibierna.

El Barranco de Alba visto desde ariba
  El porteo es de una hora y sin saber como evolucionará el tiempo no queremos arriesgarnos a llevar peso para nada, preferimos ir a lo seguro donde la nieve este cerca, así todo lo que subamos lo esquiaremos de vuelta.
  Pensamos en el Pico de Alba, hace dos semanas lo intentamos desde el Hospital de Benasque y la nieve era continua allí mismo.

Collado en el contrafuerte Alba - Paderna, Pico Abadias detrás
  Conforme nos acercamos a Benasque el fondo del valle se ve exageradamente negro, en los Llanos del Hospital ha nevado por la noche y ahora llueve, en esas condiciones no vamos a ninguna parte. Entramos en el bar del Hospital y nos sentamos tranquilamente a "ver llover" tomando un café en espera de un "milagro" meteorológico.

Flanqueo entre canales en busca de la que subimos
  Una hora permanecimos allí observando a los turistas alojados mientras bajaban a desayunar. Dejó de llover y decidimos salir al "ruedo". Seguimos en coche hacia la Besurta, la carretera ya esta abierta del todo. 
  Un guarda de una de las innumerables empresas medioambientales creadas por el Gobierno de Aragón para colocar amigotes y familiares nos echa el alto antes de la rampa final a la Besurta, no queda sitio arriba para aparcar y debemos estacionar allí.

Rafa superando la segunda canal
  El asfalto esta limpio pero el resto del monte luce una fina capa blanca que le da un aire de montaña invernal. Son casi las once cuando empezamos a movernos, el porteo desde la Besurta sigue en quince minutos gracias a la nevadita, igual que el fin de semana pasado.
  Foqueamos a la Renclusa, descalzamos esquís para cruzar el llano del Refugio y proseguimos el foqueo.

Tramo de roca y hielo con el Alba de fondo
  Cruzamos el torrente de la Renclusa sobre un puente de nieve desviándonos a la derecha por una pala que remonta con decisión los primeros metros del Barranco de Alba. Salimos a un llano progresando por el fondo del valle entre el Ibón de la Renclusa y los de Paderna, paralelos a los cortados del Pico Paderna que delimitan el barranco.

Ahora le toca a Javi
  Dejando el collado de Paderna a la derecha nos enfrentamos al un pequeño circo muy cerca del sendero de verano, las palas son empinadas, con nieve buena y a base de zetas subimos bien.
  Una vez superadas vamos un poco a la izquierda en busca del vallecito por donde desagua el barranco de Alba, la pendiente se humaniza, tenemos al frente el Diente de Alba conquistado el finde pasado.

Vertiente al Ibón de Alba y Baños de Benasque
  Nos estrellamos con las inaccesibles paredes de nuestro pico elevándonos a la derecha para salir del barranco hasta una especie de collado, contrafuerte que baja del Alba al Collado de Paderna.
  Asomamos al barranco que da a los Tubos de Paderna, entre la Tuca Blanca y el Pico Paderna. Sin perder altura flanqueamos directos a la base de la canal normal por la que se transpone a la Cuenca de los Ibones de Alba, vertiente por la que atacaremos la cumbre.

Pala final
  El día a mejorado muchísimo con sol y cielos despejados, el viento sopla con fuerza manteniendo la temperatura baja. La mitad superior de nuestra canal no tiene nieve, en verano se sube "con las manos en los bolsillos", me aproximo la roca tapizada de una fina capa de hielo, con mucho cuidado llego a escasos tres metros de la parte superior.

Autorretrato en la cima
  Es el tramo más vertical, resbala que da gusto, ni con crampones consigo encontrar la forma de superar ese resalte con seguridad, la caída es corta pero con muchas posibilidades de salir malparado. Tras un buen rato haciendo probatinas vigilado por la mirada atónita de mis compañeros acabo desistiendo, aunque lográramos subir la bajada seria un suicidio.

Con las Maladetas Occidentales
  Propongo investigar la siguiente canal unos metros más abajo, desde el collado la hemos visto con nieve hasta arriba. Pegados a la pared bajando lo menos posible entramos en la canal que resulto ser infinitamente más fácil, en un momento estamos los tres arriba.
  El viento pega fuerte pero con sol se puede soportar perfectamente, lo que queda es roca, hielo y nieve dura, hemos subido los esquís para nada, se podían haber dejado en el collado perfectamente.

Iniciamos el descenso cara a la pendiente
  Crampones y piolet en mano avanzamos a por la cumbre por tramos de rocas escarchadas y nieve helada. El ambiente que se vive es invernal a tope, muchos días de pleno invierno han sido más benignos que hoy.
  La parte final pinga y aflora roca, por fin salimos a la estrecha arista que conforma la cima de invierno. En verano se puede pasar un corto tramo de unos diez metros por una aérea cresta donde está el mojón cimero, situado a la misma altura que la antecima.

Hielo y rocas tapizadas de escarcha
  Con viento y cielo despejado la nitidez es extraordinaria, la panorámica invita a quedarse arriba dos horas mirando. El viento frio nos "expulsa" escopeteados para abajo, los primeros metros se negocian de cara a la ladera hasta que afloja la pendiente.  
  Con nieve en buenas condiciones hemos esquiado desde la misma cumbre, incluso la canal que hoy no hemos sido capaces de subir la bajamos con esquís la mayoría de las ascensiones.

Poca nieve queda en su cara sur
  Retornamos sobre nuestros pasos hasta el collado inicial en la cabecera del barranco de Alba. Nos calzamos esquís para deslizar toda la Coma de Alba, descenso "glorioso" con nieve fácil propia de la primavera.
  En pocos minutos estamos en el refugio, lo que falta hasta que desaparece la nieve es esquí 4X4 o vulgarmente llamado esquí "Al-Pino", sino controlas te estrellas. Por estrechos pasillos blancos, cruzando trozos con piedras y vegetación para enlazar manchas de nieve, slalom entre pinos, matojos y pedruscos, el trozo que más me gusta, no apto para "cardíacos". 
  En uno de los giros Rafa pierde el control, me hace un placaje y me derriba dejándome un bastón "seccionado" en dos cachos, sin más consecuencias

Javi en el collado se dispone a iniciar el descenso
  Cuando llevo los esquís a la tienda para hacer suelas y cantos me preguntan que por donde esquío, me recuerdan que son para ir por lo "blanco". Me asegura que arreglar ese destrozo es para él un autentico reto personal, la verdad es que me los dejan bien.
  Donde por la mañana estaba todo cubierto con nieve, ahora estamos plácidamente tumbados en la hierba tomando unas cervezas al sol.
  Regresamos a Campo, Javi se quedara a dormir con nosotros para mañana subir a la Maladeta Oriental.
  El chez Rafa se lucirá con estupendo un arroz blanco con huevos fritos y todo, acompañado de una hidratante ensalada de fruta, y a dormir pronto.

Descenso para disfrutar
Reseña de la ascensión:
http://www.komandokroketa.org/alba/alba.html

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:
http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=9735517

Alba circular por la Renclusa y Tubos de Paderna:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2012/05/alba-3118-m.html

Alba en Verano:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2010/07/pico-de-alba-3118-m.html

Más fotos:
Alba 3118 m.

miércoles, 20 de mayo de 2015

Aneto 3404 m.

Domingo 10 de Mayo:
Aneto 3404 m.
Con esquís desde Plan de Están
Ascenso por el Portillón Superior y descenso por el Inferior

  Ayer nos pegamos una buena "soba" coronando cuatro "tresmiles" principales, el Diente de Alba y las tres Maladetas Occidentales, Mir, Sayo y Cordier, cuesta despegar de la cama.
  El plan es hollar el Aneto, lo intentamos hace poco sin llegar a la cumbre, entre mal tiempo y escasa forma física no pasamos del Collado de Coronas.

Por el Glaciar de las Maladetas con el Paderna y Salvaguardia
  Las condiciones son favorables, sol y buen tiempo con muchas horas de luz, aún así seremos los últimos. A parte de que no "mola" pegarte madrugones "inhumanos", prefiero subir con la nieve blandita y disminuir los boletos para el sorteo de un resbalón con "trompazo".
  Estamos Bea (la andaluza), Rafa (el freerider) y yo, se suma a la expedición Sandra (la inefa) que llega de Lérida en el día.

Portillón Superior con el Aneto muy lejos
  Nos "apelotonamos" en el "Rafamóvil" y volvemos a Plan de Están aparcando casi en el mismo sitio que ayer. Hay mogollón de coches pero estamos solos y así seguiremos todo el día, cuando empecemos la mayor parte de la "peña" estará en la cumbre celebrándolo.
  Pasamos de hacer el cabra por el Camino Viejo, escaso de nieve, subimos directamente desde la Besurta sin complicarnos la vida.

Bajando por el Portillón al Glaciar del Aneto
  Escasos quince minutos andando por la carretera nos separan de la Besurta y otros quince más para dar con la nieve continua y poder calzar esquís. Cerca de las once pasamos por el refugio de la Renclusa, hace un calor horroroso, ni una brizna de viento.
  Foqueamos por el glaciar de las Maladetas entero para nosotros, de vez en cuando "gotean" esquiadores que bajan de la Maladeta.

Atravesando los tres kilómetros y medio de Glaciar
  No hemos llegado al Portillón Superior y el calor nos ralentiza. Bea se retrasa proclamando: ¡¡toy petaisimaaaa...!!, el año pasado quedó a mitad camino y hoy no le dejaré repetir "fracaso", le "meto" una bronca asegurándole que no tiene otra opción que "coronar o morir intentándolo", se resignó y afortunadamente cambio el "chip", se anda más con la cabeza que con los pies.

Nos acercamos al siempre visible Aneto
  Sandra está fresca físicamente y ha traído mucho entusiasmo, tiene los ingredientes para triunfar. El paso del Portillón apenas conserva nieve, lo bajamos andando con los esquís en la mano.
  En el glaciar del Aneto aún hace más calor, nos separan cuatro kilómetros de nuestro objetivo, Bea recupera el entusiasmo volviendo al ritmo habitual.

Dejamos abajo el Collado de Coronas
  Vemos a lo lejos a los últimos montañeros que abandonan el Aneto esquiando, prácticamente todos bajan por Barrans y Aigualluts, ruta bonita que no deja de ser una autentica "calcetinada". Conocemos ese descenso y hoy lo evitaremos, la inmensa pala de la cima a Barrans es una estupendisima esquiada, el problema es que en una hora has bajado todo quedando todavía casi dos horas de porteo o remada en el mejor de los casos hasta el coche.

Pico Coronas y del Medio con todo el Glaciar
  No me apetece pasar por esa "cruz", sacrificaremos ese descenso deslizando por el Portillón Inferior al Glaciar de las Maladetas y la Renclusa con esquiada directa al coche.
  Los pocos con los que nos cruzamos dicen que vamos tarde y que la cima esta cerrada, a lo cual le respondo: somos los primeros de mañana que hemos madrugado mucho, jejejeee....¡¡¡

Tramo final sobre los abismos de Coronas
  Con la nieve en buenas condiciones a pesar de la alta temperatura llegamos a la antecima solos, hay huellas abundantes y restos de la "romería" que ha poblado la cumbre esta mañana.
  Nos lo tomamos con calma, el paso de Mahoma esta mal para crampones y mal para ir sin ellos, alterna nieve y roca, decidimos pecar de precavidos y ponerlos, al fin y al cabo las puntas agarran bien en roca seca.

Rafa en la antecima
  Entre risas por el agujero del pantalón en el culo de Bea y las posturas que forzamos, cruzamos a la cumbre. Extenso book fotográfico en todas posiciones, poses y direcciones, el día es nítido y las vistas al infinito.
  Sandra ya estuvo en el Aneto con esquís hace unos años y cruzó acojonada, hoy lejos de tener miedo va confiada y segura.

Trepando por el "temible" Paso de Mahoma
  Retornamos a las mochilas y sin más preámbulos comemos algo a la vez que preparamos los esquís para descender.
  Desde la antecima esquiamos al Collado Coronas, nos asomamos a los laguitos que se forman sobre la nieve. En un principio pensamos subir cresteando el pico Coronas y esquiar desde el collado Del Medio, pensándolo mejor vamos "servidos" con el Aneto y lo dejamos para otra ocasión.

Auto-foto en el Aneto
  Flanqueamos bajo los paredones del Coronas sobre la misma huella de ascenso para no tener que remar, procuramos en lo posible no perder altura situándonos bajo el Portillón Superior. Pegados a la cresta de los Portillones accedemos a la media ladera del Portillón Inferior, hay huella hecha y pasamos bien.
  En el filo aflora la roca, quitamos los esquís escasamente tres metros para continuar el descenso por la vertiente contraria.

Sandra lo vive
  Nos hemos perdido la pala de Coronas a Barrans, como contraprestación disfrutamos del Glaciar de la Maladeta, posiblemente la mejor esquiada del Pirineo.
  Dejamos el refugio a la izquierda para enlazar nieve sin tener que volver a descalzar, falta la "gincana" entre los pinos igual que ayer, con la ventaja de que nos sabemos el camino.

Desde la cima con el Tempestades y Russell
  En el cruce con Aigualluts acaba lo "blanco", vemos llegar gente que ha estado antes que nosotros en el Aneto y bajan por Barrans.
  Sin meternos prisas en ocho horas completamos la ruta paradas incluidas, definitivamente bajando por el Portillón Inferior hemos acertado, acortamos el descenso en más de una hora, a partir de ahora sera el itinerario que usaremos.

Perspectiva del Paso de Mahoma con la cruz asomando
  Llegamos al coche sin cervezas para no entretenernos, hay que ir a Campo a comer, ducharnos y viajar a Zaragoza, entre "pitos y gaitas" me acostaba en mi casa a la una de la madrugada.
  Fin de semana super completo con abundancia de "tresmiles", al que viene volveremos por la misma zona y seguramente pondremos el broche a esta irregular temporada de esquí.

Flanqueo al Portillón Inferior con panorámica del Glaciar del Aneto
Reseña por el Portillón Superior:
http://www.komandokroketa.org/Aneto_Renclusa/Aneto_Renclusa.html

Reseña por el Portillón Inferior:
http://buscandobucardos.blogspot.com.es/2014/05/aneto-3404-m.html

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:
http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=9723112

Aneto con descenso por Aigualluts:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2014/05/aneto-3404-m.html

Aneto por el Corredor de Estasen:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2013/05/aneto-3404-m.html

Aneto en Verano por Salterillo:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2011/08/aneto-3404-m.html

Aneto en Verano por Coronas:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2011/09/aneto-3404-m.html

Más fotos:
Aneto 3404 m.

lunes, 18 de mayo de 2015

Diente de Alba 3136 m., Mir 3185 m., Sayó 3220 m. y Cordier 3254 m.

Viernes 8 de Mayo:
Viaje a Campo

  Estamos en temporada "alta" de esquí de montaña, en cotas bajas no queda nieve así que vamos siempre a valles con picos grandes como el de Benasque. Aunque sea necesario portear el desnivel que se esquía es suficiente como para que merezca la pena sobradamente.
  En la zona Maladetas - Aneto, cuando abren la carretera a la Besurta, el coche te deja a pocos minutos de la nieve continua.
  Finalizadas las obligaciones laborales emprendemos viaje al Valle de Benasque, Bea (la andaluza), Rafa (el freerider) y yo, montaremos el Campo base en mi apartamento en Campo.

Sara con el Cordier y la Torre
Sábado 9 de Mayo:
Diente de Alba 3136 m. y Maladetas Occidentales: 
Mir 3185 m., Sayó 3220 m. y Cordier 3254 m.
Ruta circular con esquís

Javi, Nacho y Manuel en el collado entre la Muela y el Diente
  Por fin gozaremos de una jornada con sol y buen tiempo, algo que no sucedía hace semanas. Aprovecharemos a tope con un atractivo plan coronando cuatro "tresmiles", nos resarciremos de la "sequía" tresmilera que "sufrimos" este año.
  Sol y buen plan atraen a la gente, diez personas compondremos la expedición "Maladetas".

Afilada y exigua cima del Diente
  Por un lado estamos Bea, Rafa y yo, por otro Carlos (el bala) y David (fastman) que vienen del valle de Tena, Nacho (el patillas), Javi (el maca) y Manuel de Zaragoza y por fin Sara (saracrof) con Jorge.
  Es el primer fin de semana que podemos circular  en coche por la pista a la Besurta, aunque solo sea hasta Plan de Están. 

Trepando al Mir con Sayo y Cordier atrás
  A fecha de hoy ya se llega motorizado a la Besurta, siempre y cuando quede hueco para estacionar.
  Da gusto preparar los "bártulos" de esquí al solecito con una temperatura agradable, atrás quedan los gélidos días de invierno cuyo recuerdo nos parece "ciencia ficción".
  Comenzamos andando por la carretera, rodeamos el ibón que se origina por el deshielo en Plan de Están abandonándola enseguida a la derecha en busca del Camino Viejo o de Invierno a la Renclusa.

Bea en el Mir
  En pocos minutos calzamos esquís, la nieve es continua a condición de hacer un poco el "jabalí", poco a poco mejora en cantidad y calidad. Ignoramos el Refugio dejándolo a la izquierda, trazamos huella ascendente hasta la altura de los ibónes de Paderna accediendo a la coma de Alba por un punto en que cede la muralla. 

Bajando del Mir a por la arista del Sayo
  Por el fondo progresamos suavemente, viramos a la izquierda al barranco del Diente de la Maladeta, sobre la cota 2500 ganamos altura decididamente por su izquierda orogáfica teniendo como "faro" el Diente y la Muela del Alba.
  Nos enfrentamos al circo que forman los paredones del Mir, Diente y Alba, nuestro destino es una estrecha y empinada canal entre la Muela y el Diente.

Pasos de roca y nieve expuestos para subir al Sayo
  Subimos todo lo posible con esquís superando la segunda mitad andando con las tablas a cuestas. La dificultad y exposición varia muchos según el estado de la nieve, hoy estaba blanda y poco peligrosa aunque el avance era penoso.
  En el mini collado se abren esplendidas vistas a la vertiente de Cregüeña, dejamos mochilas y trepamos los escasos metros que faltan para la cima del Diente de Alba, primer "tresmil" de la jornada.
  Para subir Salvamos este corto tramo flanqueando una inclinada y muy expuesta pala de nieve, para bajar elegimos destrepar por la cresta, es técnicamente algo más complicado pero sin duda menos peligroso.

El Bondidier
  Ahora nos toca descender unos metros por el lado contrario del collado hacía la vertiente de Cregüeña, foqueando de nuevo al collado de Alba y base de la canal entre el Mir y Sayo.
  Bajé el primero, la nieve estaba blanda y como no hay una gran caída eche a andar con los esquís en la mano como "Pedro por su casa" sin ninguna precaución. Es una pala bastante inclinada con nieve "trampa", una base de nieve muy dura dificil de prever me hizo "desaparecer" ladera abajo al tercer paso con el correspondiente "acojone" de los presentes.

El sayo y mar de nubes que rebosan desde Francia
  Desde arriba dio la impresión de ser un cortado horroroso, todos pensaron que me había despeñado, deslice escasamente cuatro metros y me paré con una piedra sin más contratiempos, de echo continué el descenso esquiando desde allí. 
  El problema fue el mal "trago" que hice pasar a los presentes les dejo las piernas como flanes y costo salir de ahí "dios y milagros", en condiciones normales todo el mundo se habría puesto esquis y deslizando sin problema.

Cumbre del cordier
  En este punto ya eramos tres menos, Javi, Nacho y Manuel decidieron que ya tenían suficiente regresando por el mismo itinerario, disfrutaron de una gran esquiada.
  Los siete restantes estamos decididos a completar el plan. La nieve escasea en esta vertiente, la canal al collado del Mir esta llena de roca y rematada por una pala de nieve, con los esquís en la mochila alcanzamos el collado.
  Una amena trepada, fácil pero algo aérea nos deja en la cumbre del pico Mir, la primera Maladeta Occidental y nuestro segundo "tresmil". 

Autorretrato en la cumbre
 Vuelta al collado y nueva escalada por la cara contraria al pico Sayo, resulto más complicada por ser un mixto de roca y nieve con dos pasos de "adiós mundo cruel", más expuesto que difícil.
  Coronado el Sayo, entramos en terreno conocido y dócil para nosotros. Pequeño descenso esquiando a la brecha entre Cordier y Sayo, foqueamos a la cumbre principal y más alta de las Maladetas Occidentales abordando con los esquís puestos, el pico Cordier.
  Esquiaremos hasta la Besurta por el glaciar de las Maladetas, una de las mejores del Pirineo, antes debemos superar las dificultades finales.

Canal norte de descenso al glaciar
  Por una canal situada al oeste junto a la cima descendemos a una plataforma amurallada, contrafuerte del Cordier. La plataforma rompe por un pequeño escalón, sin dificultad con mucha nieve y complicado sin ella.
  La mayoría bajan andando y con crampones, la sombra alcanza la canal endureciendo la nieve rápidamente.
  Rafa y yo nos aventuramos con esquís, vamos con tablas de aproximación muy maniobrables que permiten giros sobre tu propio eje. El paso del escalón esta escaso de nieve, por un momento dudo y casi me "tiro" esquiando, al final recapacito y bajo andando para evitar mi segunda caída en un solo día.

Paso del escalón
  Una vez todos abajo nos calzamos esquís y comienza lo bueno. Surcamos el glaciar a toda velocidad gozando como "enanos", en un momento estamos en la Renclusa, mogollón de "peña" tomado apaciblemente el sol observa nuestra llegada. Seguimos esquiando, pronto empieza la gran gincana, buscamos pasillos de nieve continua entre los arboles, se exige calculo y control al girar para evitar comerte un pino, "esquí al-pino".

Estupenda esquiada por el glaciar
  A diez minutos de la Besurta desaparece la nieve por completo, los esquís piden más. Charlando tranquilamente paseamos por la carretera a Plan de Están y los coches.
  Quedó una tarde primaveral, escenario ideal para tomarnos el picnic tumbados al sol con unas cervezas frescas, mientras comentamos entre risas los incidentes de la jornada.
  Nos despedimos quedando solo los mejores, Bea, Rafa y yo, mañana conquistaremos el Aneto.

Se acabó
Crónica de David (fastman) en su blog, Rutas por el Pirineo:
http://buscandobucardos.blogspot.com.es/2015/05/diente-de-alba-3136-m-mir-3185-m-sayo.html

Crónica de Sara (Saracrof) en su blog, Montañas de Ayer y de Hoy:
http://sarikamontesa.blogspot.com.es/2015/05/benasque-maladetas-circular-al-diente.html

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:
http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=9645496

Otra invernal al Diente Sayo y Cordier:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2011/05/cronicas-montaneras-diente-de-alba-3136.html

Cordier y Sayo en verano:
http://danielmurmarin.blogspot.com.es/2012/08/cordier-3254-m-y-sayo-3220-m.html

Más fotos:
Diente de Alba 3136 m., Mir 3185 m., Sayó 3220 m. y Cordier 3254 m.