viernes, 3 de febrero de 2012

Torre Cordier 3046 m.

Lunes 30:
Torre Cordier 3046 m. con esquís

  A las 8 de la mañana nos juntamos en Campo el grupo de "Alpinistas Polacos" compuesto por Ángel "Hazjer" (el cuñao), Nacho "Urubko" (el patillas), Javi "Perezowski" y Daniel "Moro", desayunamos juntos y con la California 4x4 de Javi vamos a los Llanos del Hospital. Desde el cruce de Cerler la carretera esta "emocionante", cubierta de una capa de nieve y hielo.

Avanzando por las pistas de fondo a la Besurta

  El plan "A" era subir al Turonet del Puerto de la Picada por su cara sur, las peligrosas placas de hielo de la semana pasada se hubieran reblandecido por el efecto del sol permitiéndonos una buena esquiada.
  Las condiciones del monte han cambiado radicalmente, las fuertes nevadas de ayer han aumentando exageradamente el peligro de aludes, especialmente en las caras sur. Cambiamos de planes, no nos importa donde subir sino el disfrutar esquiando, elegimos el siempre "agradecido" y "socorrido" pico de la Torre Cordier, un "tresmil" modesto eclipsado por las cumbres que le rodean, ideal para nosotros el día de hoy.

Glaciar de la Maladeta con el pico Paderna de fondo

  Llegamos a los Llanos a 7 bajo cero, cielo raso y despejado, sin vientos. Aparcamos en una placa de hielo y nos preparamos haciendo "equilibrismos" sobre la misma.
  En cuanto empezamos a foquear por las pistas de fondo nos alcanza el sol, la sensación cambia por completo. Perezoswki lleva una bota de cada color, le preguntamos y nos cuenta que son la nuevas botas "Scarpa Perez", hechas a medida para cada pie, pensamos que claro es lo que tiene estar en el Alpinismo de "élite", aunque pensando mas, ¿no nos estará tomando el pelo....?
  El camino viejo a la Renclusa esta impracticable, continuamos por las pistas de fondo a la Besurta subiendo al refugio por la ruta normal a huella hecha.

La huella parece una inmensa cremallera que corta el glaciar

  Desde el refugio el glaciar esta "inmaculado", no ha pasado ni "Dios" literalmente. Un manto blanco y algodonoso nos invita a trazar a través de el una "cremallera" de medio metro de profundidad hasta la cumbre de nuestro objetivo. Por la hora, yo hubiera apostado que abriendo huella íbamos a llegar a "ninguna parte", me equivoque.
  Venia Perezoswki, en plan "locomotora" se coloco delante y empezó a abrir "surco" a buen ritmo, de lo que se libro Nacho, nuestro "abridor oficial" de huella, porque por mi hubiera sido una excursión a los ibones de Paderna y "gracias". Cuando Perezoswki parecía cansado Nacho se encargo de turnarse, yo guardaba distancia y hacia fotos, no fuera que .......

Ángel progresa por la huella con el Salvaguardia de fondo

  A cien metros escasos de la cima a Nacho se le sueltan las pieles de foca, imposible pegarlas, le "abandonamos" a su suerte y seguimos a coronar por él sin perderle de vista, si le pasa algo, ¿quien abrirá huella ...........?
  Por una pala empinada, con nieve muy profunda, Pérez "pelea" duro hasta llegar al collado, la sorpresa viene después. El estrecho paso aéreo que da a la gran plataforma cimera se ha convertido en un fino filo de nieve, yo sigo callado y dejo a Perezoswki que se "ensañe" con la cresta. Se quita los esquís, se monta a caballo en el filo con las piernas hundidas en la nieve y se lía a pioletazos hasta dejar la arista "roma", casi me da un ataque de risa.

Salimos del sol entrando en la perpetua sombra de la Maladeta

  Cuando pasa el tramo peligroso voy yo aprovechando el "destrozo" sin quitarme los esquís, para evitar hundirme hasta las "cejas". Ángel no se quiere arriesgar, es padre de dos hijos, le animo diciéndole que no se preocupe, no se morirán de hambre, seguro que no les viene mal ponerse a "currar" que ya son mayores, pero ni aun así lo convenzo.
  Desde la cima saludamos a Nacho que esta a punto de congelarse justo bajo nosotros, a 12 grados bajo cero a la sombra y con una ligera brisa, si te mueves se aguanta perfectamente, sino........
  Desandamos el paso aéreo, con la huella hecha es fácil, ponemos esquís en posición de descenso. Hay medio metro de nieve nueva sin transformar, aun con el frío que hace esta algo húmeda y pesada, se esquía muy muy bien pero nos retiene bastante. Llegamos a Nacho que esta tiritando y gritando , ¡ vayámonos de aquiiiiiii....., pobrecico¡¡

Javi en el collado de la Torre Cordier

  La mejor esquiada de la temporada, gozamos como nunca, paramos en el refugio de la Renclusa a saludar a Antonio, el guarda, que llevaba todo el día solo, nos invito a las cervezas. 
  A poco que nos descuidamos anochece, regresar desde la Besurta por las pistas de fondo a los Llanos se hace "eternamente" largo y pesado, al final llegamos, muy satisfechos con nuestra ascensión de "Alpinistas Polacos".

Gran plataforma cimera de la Torre Cordier

  De vuelta paramos en mi apartamento de Campo para tomarnos unas cervezas y hacer un picoteo rápido a modo de comida mientras nos echábamos unas risas.
  Viaje de vuelta a Zaragoza con poco trafico y sin incidentes.

Web de la Torre Cordier:

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:

Otra de nuestras ascensiones con esquís a la Torre Cordier: